La medición de agosto arrojó un incremento intermensual del 1,7%. En lo que va del año, el IPC acumula en la región patagónica un aumento del 30,2% y del 56,9% respecto a agosto del año pasado. Los precios de Alimentos y Bebidas se encarecieron un 60,3% en los últimos 12 meses. 

a primera medición el Índice de Precios al Consumidor pos PASO evidenció el negativo impacto que la última corrida cambiara tuvo para la economía argentina por rápido traslado a precios de la devaluación del peso respecto del dólar.


Tal se preveía, la inflación de agosto se ubicó entre las más altas del año. En el caso de la Patagonia el INDEC la ubicó en el 4,2%, apenas por debajo del 4,3% medido en marzo.  


El índice país fue del 4,0%. La región Noreste, con el 4,5% fue la más afectada por la suba de precios, seguida por Cuyo con el 4,4%; Patagonia con el 4,2%; Noroeste con el 4,1% y Pampeana y GBA con el 3,9%. 


El relevamiento del INDEC indica que durante el mes pasado, en la Patagonia el incremento promedio de precios más importante correspondió a Equipamiento y Mantenimiento del Hogar con el 6,9%. Por detrás, con un 6,5% se ubicó el rubro Salud y con el 5,6% transporte. 


En tanto que los precios de Alimentos y Bebidas registraron una suba promedio del 4,1%, que en lo que va del año acumula ya un 32,4% y un 60,3% en comparación con agosto de 2018.

Fuente: Diario del fin del mundo

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.