Destacado
    Necesita instalar plugin Jetpack y habilitar "Stats".

Comercio dio le orden a los empleados de quedarse en las tiendas para evitar el cierre. El Gobierno le transfirió casi 170 millones de pesos sólo en los últimos 6 meses. Además, la Ciudad le adelantó 200 millones que, encima, no se destinaron en su totalidad a sueldos.

Se conoció el fracaso en las negociaciones que mantenía Carlos Rosales, el excéntrico dueño de la cadena de electrodomésticos, con el dueño de Supercanal y el fantasma del concurso de acreedores está cada vez más presente.

El jueves, para colmo, trascendió que la firma tenía planeado hacer un cierre masivo de locales y sucursales. Finalmente eso no terminó de plasmarse del todo.

Garbarino debe los salarios de abril, mayo y junio a los casi 4.000 empleados que ocupa la cadena en todo el país. Sólo fueron percibiendo los REPRO que pagó el Gobierno nacional.

En los últimos 6 meses en concepto de ayuda para pagar los salarios se le transfirió a Garbarino, Garbarino Viajes, y Compumundo, casi 170 millones de pesos.

El detalle oficial reporta 954 ayudas para Compumundo por un total de $14.195.620,04; 12.242 ayudas para Garbarino por un total de $146.439.538,67; y 527 ayudas para Garbarino Viajes por un total de $7.969.202,01.

También el Gobierno de la Ciudad le adelantó más de 200 millones de pesos a la firma, que iban a ser destinados al pago de sueldos, y que no fueron usados en su totalidad para salarios. Esa información colmó la paciencia.

La situación es tan espesa que Rosales parece quedarse sin crédito y sin credibilidad. Los proveedores empiezan a soltarle la mano, muchos empiezan a cortar las entregas por la abultada deuda, y no cumplió nada de lo prometido a sus empleados.

Desde el Sindicato de Comercio explicaron que van a continuar con su plan de lucha, aguardando una pronta solución.

La orden que bajó de Armando Cavalieri a los empleados encuadrados en Comercio es que permanezcan en los locales de atención, con el fin de exigir una respuesta frente a la crítica situación de la compañía y no permitir su cierre.

Fue una respuesta inmediata a la noticia de que la empresa le solicitaba al personal gerencial el cierre de los locales.

(infogremiales.com.ar)

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: